GANADEROS

¡Lo bueno y lo malo! Esto dejó “Nora” a productores del sur de Sinaloa

Ganaderos de la región indicaron que si bien se tuvo la muerte de varias cabezas de ganado, la caída de agua sin duda beneficiará en los próximos meses

Sin duda, con todo y los destrozos que dejó a su paso el meteoro, incluida la pérdida de algunas siembras que ya comenzaban a darse, los productores primarios estiman que el nivel de lluvias que ha dejado la naturaleza este año, sirva para futuros ciclos agrícolas, así como para el crecimiento de suficiente pastura para alimentar el ganado, sobre todo porque este año se vivió una fuerte sequía que generó un gasto extraCréditos: Juan Luis Vargas
Escrito en AGROPECUARIA el

San Ignacio, Sinaloa.- El paso del sistema hidrometeorológico “Nora” por el sur de Sinaloa, particularmente en San Ignacio y Concordia dejó algunas afectaciones al sector primario, ya que en la ganadería se perdieron animales, aunque deja también la esperanza de recuperar los humedales y mantos freáticos.  

Da click aquí y encuentra más información de Línea Directa Portal en nuestra página de Google News 

Para el municipio serrano de San Ignacio, varios ganaderos perdieron o vieron morir por ahogamiento al menos ochenta animales, en un primer conteo, así como la destrucción de la infraestructura como cercos, por las rachas de viento, informó Martín Ignacio Zúñiga Manjarrez, dirigente de la Asociación Ganadera Local.

“Unas ochenta cabezas ahorita tentativamente, es lo que nos han reportado, pudieran ser más, esperemos que no, hay ganado que se pierde que queda en las resacas, hay ganado que sale a otros lados y bueno la gente está recuperando”.

Mientras tanto en Concordia, Luis Vizcarra Salazar, líder de la Asociación Ganadera Local mencionó que en esta región no se sintió tanto la afectación, más bien, ven con buenos ojos que el agua haya llegado después de varios años sin registrar lluvias significativas, con lo que esperan la recuperación de los mantos freáticos por la caída de agua. 

“En cuestión de las lluvias, pues las lluvias nos favorecen, ya teníamos muchos años que no nos llovía y los mantos freáticos se han recuperado, entonces hay bueno y malo”.

Sin duda, con todo y los destrozos que dejó a su paso el meteoro, incluida la pérdida de algunas siembras que ya comenzaban a darse, los productores primarios estiman que el nivel de lluvias que ha dejado la naturaleza este año, sirva para futuros ciclos agrícolas, así como para el crecimiento de suficiente pastura para alimentar el ganado, sobre todo porque este año se vivió una fuerte sequía que generó un gasto extra.