Sultanes De Monterrey

Nos da gusto platicar con jóvenes con buen recorrido en el beisbol profesional, en la conversación con el joven Jesús Valdez Junior, el nuevo y flamante gerente deportivo de los Sultanes de Monterrey en invierno, accedió amablemente a la charla y por supuesto que a este novel ejecutivo pero con experiencia bien ganada, le queda muy claro que no hay por qué comparar lo que ha hecho la franquicia del verano, y es que hay mucha razón, Sultanes de Invierno es franquicia novel entre muchos lobos del Pacífico, los llamados en otros tiempos fantasmas grises del verano, tienen en su haber 10 títulos logrados en su largo andar en ese circuito en el año de 1943,1947,1948,1949, 1962,1991,1995,1996,2007 y 2018 en la temporada dividida en 2 temporadas en la misma edición, también, han logrado 11 títulos divisionales que sin duda son un rico historial en Liga Mexicana de Beisbol,

Pero Jesús Valdez Jr. quiere que los invernales hagan su propia historia, que si bien, al momento el cuerpo técnico es cien por ciento de ambos clubes, y es por ello que, en el tema del manager, que la temporada de debut Homar Rojas hizo un excelente trabajo tomando en cuenta ser de expansión que lo llevo a la primera fase de postemporada sucumbiendo ante los Yaquis de Ciudad Obregón, Jesús ha hecho cambios importantes tratando de conformar un plantel adoc a la industriosa ciudad, cierto, se desprendió del parador en corto Alex Mexia con experiencia de Grandes Ligas, sí, pero esta vez la posición estará cubierta con Roberto Valenzuela, la segunda base estará el joven prospecto Alejo López que tuviera buen trabajo la edición anterior, hijo del legendario Alfonso López. Para cualquiera eventualidad estará el de Jalisco Alberto Carreón.

No pueden decir nada respecto al manager, como apuntábamos es parte del plantel del verano, y todo dependerá del calendario que pudiera ejercer el beisbol de verano para traer o no manager, o simplemente ratificar al regiomontano Homar Rojas Villarreal, no queremos ni por asomo entorpecer a los colegas del verano quitándoles elementos que son importantes en su cuerpo técnico, respetaremos todo lo relacionado con ambos clubes, como receptor titular estará nos comentaba Valdez el nativo del ejido Flor Azul en Ahome, Gilberto Galaviz, e Isidro Piña como segundo de abordo, estamos en conversaciones con los Venados para posibles y futuros cambios, no serán jugadores de renombre, serán jóvenes para tener bases sólidas en el roster del club.

En cuanto a lo que buscarán como refuerzo, Valdez fue enfático, que de aprobarse lo que de momento es posibilidad de tener desde el inicio hasta el final los 7 extranjeros, traeremos a un primera base o pudiera ser tercera, 4 lanzadores, dos inicialistas y dos relevos, en cuanto a los jardines, dice buscar un center field y un jardín derecho, aunque tenemos listos a dos jugadores importantes que vienen como mexicanos como Roberto López y Michael Wing uno versátil como jardinero o primera base en el caso de López y Michael que tiene también doble función.

Bien pensado por este joven respecto al reto que tiene  por delante ya que no es cualesquier cosa ser parte de una organización muy importante en el béisbol mexicano como la de Sultanes de Monterrey, claro, cuando se trabaja se tiene éxito, Jesús es por mucho tiempo scout de Grandes Ligas y tiene ya su callo en esto del béisbol y el comportamiento del pelotero.

En estos tiempos sin actividad de beisbol, tuvimos la oportunidad el pasado domingo de presenciar un juego de hace 25 años cuando el protagonista tenía 35 y fue capaz de llegar a 2131 juegos de manera consecutiva sin faltar un solo día a el compromiso de estar en el terreno de juego, fue sin duda un hermoso día para Carl Ripken Junior ese juego donde incluso se dio el lujo de conectar un cuadrangular en el encuentro frente a los Angelinos de Anaheim llamados así en ese momento, ahí estuvieron grandes personalidades incluida su señor esposa, su señor padre que llego a ser su manager, su hermano Bill que fungió como segunda base y llave de doble play en los Orioles, el tiempo pasa y sin darse uno cuenta ya han pasado 25 largos años de un récord que seguramente dormirá el sueño de los justos ya que si 2130 duraron muchísimos años, ahora 2632 que terminó en 1998 cuantos años pudieran esperar a otro caballo de hierro auténtico.

Comentarios

sem, non vel, ut odio libero quis, ultricies luctus efficitur. facilisis