Norte

Se enciende una luz con consulta para planta de amoniaco: GPO

El director general de GPO, y Serapio Vargas de la UGRS, destacan las bondades para el campo en caso de prosperar la consulta a favor de la planta de amoniaco

Culiacán, Sin.- A favor de que se lleve a cabo una consulta con reglas claras y piso parejo ya que daría mayor legitimidad a un proyecto que de antemano significa un detonador para el desarrollo económico del norte de Sinaloa, destacó aquí el director general de Grupo Arturo Moya Hurtado.

Lo anterior previo a la firma de un convenio de colaboración con la Unión Agrícola Regional de Sinaloa que preside Serapio Vargas Ramírez, para la celebración de esta consulta pública anunciada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, que decidirá el futuro de la planta de Amoniaco en Topolobampo.

Ahí, Moya Hurtado destacó que pese a los riesgos que implica hacer esta consulta dado los antecedentes que se tienen en Mexicali con la planta de Constellation Brand, es benéfico porque se abre una luz de que en unos tres años ya podría estar operando la planta de amoniaco en una primera etapa y posteriormente urea y etanol.

Señaló que están instalados desde hace siete años en la zona norte y han estado trabajando con las comunidades a quienes se les ha hecho del conocimiento del impacto positivo de esta obra.

“Esta situación nos da una gran confianza de que vamos a contar con mucho, con la mayoría de la gente una vez que las reglas de la consulta se hayan dado. No podemos cantar victoria no podemos decir que es un hecho que vamos a ganar, pero hemos hecho nuestra tarea, estamos trabajando para ganarla y ganarla de manera importante con el respaldo de la población”, subrayó.

Recordó que esta planta en su  primera etapa implica una inversión superior a mil 200 millones de dólares, para producir 800 mil toneladas de amoniaco en el primer año de funcionamiento la cual cuenta con un 70 por ciento de financiamiento de la banca alemana. La segunda etapa contempla la producción de 1.2 millones de toneladas de urea, con costo cercano a 2 mil millones de dólares y una tercera etapa aún por definir.

Reconoció que debido a dos  amparos ante el juzgado sexto de distrito está detenido este megaproyecto, por lo que la consulta que convocará el presidente de México, abre la posibilidad de que se elimine ese obstáculo y se pueda iniciar la construcción que generará 2 mil 500 empleos directos e indirectos ya que se necesitarán pipas, edificios y casas para albergar a la gente que construirá este megaproyecto en un lapso de 10 años.

Por su parte Serapio Vargas Ramírez, presidente de la Unión Agrícola Regional de Sinaloa, destacó que apoyan la consulta pública para un proyecto que beneficia además de la población al sector agrícola que tendrá a su manos insumos más baratos y seguros.

(EM)

Fuente: Línea Directa

Comentarios

quis at Praesent vulputate, dapibus dictum mi, diam