EN GUASAVE

¡Tuvo que ver morir a familiares para ponerse la vacuna antiCOVID-19! Doña Lupita, por fin se decidió

Ella y su hijo de 47 años de edad, discapacitado, fueron el último día de la jornada a inmunizarse en Guasave; en su religión han muerto más de 20 mil

¡Tuvo que ver morir a familiares para ponerse la vacuna antiCOVID-19! Dona Lupita, por fin se decidió Créditos: Martha L. Castro
Escrito en SINALOA el

Guasave, Sin.- Doña Lupita estaba sentada en primera fila acompañada de su hijo de 47 años de edad, esperando a que le llamaran para pasar a aplicarse la segunda dosis de la vacuna antiCOVID-19 del biológico AstraZeneca.

Da click aquí y encuentra más información de Línea Directa Portal en nuestra página de Google News

Tiene ya 62 años de edad, está consciente de que su turno hace mucho tiempo pasó, pero reconoció que tenía miedo, pues se dicen tantas cosas de las reacciones que prefirió esperarse, sin embargo, algo pasó en su familia que la hizo tomar una decisión.

 “Fue desidia de verdad”.

¿No era miedo?

“Yo creo que también, sí es que la gente comenta muchas cosas, pero no les puede hacer mucho caso tampoco porque la vacuna nos hace falta, la mera verdad, quién no iba a tener temor, nos ha causado mucho sufrimiento todo esto, familiares que han muerto y también de nuestra religión, el informe último que nos dieron de más de 20 mil, no tiene uno qué pensarlo más”, expresó.

En de la ciudad de Guasave tenía a la mano la aplicación del biológico, pero no quiso acudir en el mes de mayo, sino hasta este viernes que fue el último día del cierre de la jornada ordinaria del esquema contra el COVID-19.

Las filas eran nulas, solo por la mañana antes de abrir se había formado una que no llegaba más allá de los árboles alrededor de la universidad de la UAS, en adelante, el resto pasó directo y en un promedio de 15 minutos ya se había desocupado.