Norte

Implora justicia madre de Iris, víctima de explosión en Guasave

La señora Rosa Elena perdió a su hija en el estallido ocurrido en El Chaleco a finales de 2016 y narró entre lágrimas el sufrimiento que viven a diario por la indiferencia de las autoridades

Guasave, Sin.-Con el pecho desbordado en sufrimiento la señora Rosa Elena Verdugo clamó a las autoridades justicia para su hija Iris Cristal, quien murió en la explosión de su casa registrada a finales del 2016 en el sector El Chaleco.

Repentinamente la madre de la joven de entonces tenía 28 años se apoderó de la manifestación que tenían resientes para impedir que el personal de una empresa telefónica ingresara al lugar donde está la antena presuntamente causante del estallido que dejó a cuando menos tres familias sin hogar.

La mujer ya no pudo resistir tanta indiferencia y reventó ante cámaras y micrófonos para denunciar que tras la tragedia que dejó sin patrimonio a la familia de su hija y a sus nietos sin su madre, el gobierno los dejó solos y no reciben el más mínimo apoyo y a pesar de los intentos que han hecho para hablar con el gobernador del estado estos han sido infructuosos.

“Del gobierno no hay ayuda, hasta ahorita no hay nada y a quién le duele?…a nosotros, yo como madre que mi hija la perdí y mis nietos solos sin padre y más en esta situación que ella lo perdió, por una antena”, narró al borde de las lágrimas.

Flanqueada por sus dos nietos, Tadeo Alejandro, de 10 años y Yoeli Cristal, de 6, la madre de la joven que perdió la vida en aquella fatídica explosión ya no pide exige justicia para su hija, pues asegura que a dos años y medio del trágico suceso para las autoridades no pasó nada.

“Esto que pasó fue otro paso para mí en mi vida, mi hija se llevó todo y no se me hace justo, no se me hace justo, pedimos justicia”, clamó ya consumida por el llanto la mujer que ha tenido que apoyar en la crianza de sus nietos huérfanos. 

En la piel de los pequeños hijos de Iris Cristal prevalecen las marcas que les dejó la explosión de su domicilio y de la que milagrosamente lograron sobrevivir al quedar sepultados entre los escombros.

Hoy los vecinos de El Chaleco están más unidos que nunca y de pie para seguir dando la batalla para que la muerte de la joven madre de familia no haya sido enviado.

Advertisement

Fuente: Línea Directa

Comentarios

commodo ut nec quis, elit. ipsum sit