Centro

Habrá flexibilidad en regreso de Médicos Internos de Pregrado a sus unidades hospitalarias

La reincorporación podrá ser gradual, del 1 al 15 de mayo

Culiacán, Sin.- Ante la preocupación surgida entre Médicos Internos de Pregrado que el próximo viernes primero de mayo deben presentarse de manera forzosa a sus unidades hospitalarias para continuar con su programa académico, la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) aclara que esto no es así, sino que es a voluntad de quien quiera regresar en tiempo y forma, como lo estableció la Asociación Mexicana de Facultades y Escuelas de Medicina (AMFEM), puntualizando que, única y exclusivamente, podrán seguir las actividades asignadas en áreas de bajo riesgo y sobre todo aquellos que estén completamente sanos, destacó Gerardo Alapizco Castro, responsable del Consejo de Salud de la Máxima Casa de Estudios de los sinaloenses.

Te invitamos a leer: Acusan al Issste de Culiacán de chantajear a pasantes de Medicina

“Ellos efectivamente se retiraron en la fase 2, el 7 de abril, para reincorporarse el primero de mayo. Te comento que ha habido una comunicación muy estrecha a nivel nacional con todas las Facultades de Medicina y la AMFEM, donde se han comentado todo esto, primero reiterar que los Médicos Internos de Pregrado que tengan alguna condición de alto riesgo para enfermedad grave por COVID-19, embarazo o periodo de lactancia, enfermedades crónicas no transmisibles, o problemas de inmunosupresión adquirida, continuarán todos ellos retirados del servicio o de los hospitales que se les han asignado”, puntualizó.

El también director de la Facultad de Medicina de la UAS, destacó que este personal en formación, si optan por reincorporarse a sus actividades en las unidades hospitalarias, lo harán en aquellas áreas en las que no se tiene riesgo alguno de contagiarse de coronavirus, por lo que en ningún momento serán incluidos en áreas como son los módulos de Triage, áreas específicas de aislamiento de pacientes con sospecha o confirmación de enfermedad COVID-19, así como servicios de urgencias/hospitalización y terapias intensivas.

Recalcó que aquellos médicos de pregrado que no regresen a sus prácticas hospitalarias, por padecer alguna enfermedad crónica, seguirán recibiendo su beca durante todo el tiempo que dure la contingencia de la pandemia por COVID-19, o hasta el término de su internado médico de pregrado, lo que suceda primero, y al final del ciclo escolar o del ciclo de internado se les dará su carta de terminación.

“A nivel nacional se decidió que en el caso de que los Médicos Internos de Pregrado sin factores de riesgo para COVID-19, que fueron retirados por el periodo del 7 al 30 de abril, se incorporarán en las unidades de salud, pero en unidades de salud que no estén destinadas para atención de pacientes con COVID-19 y esta incorporación deberá ser gradual, no necesariamente el primero de mayo, sino durante toda la primera quincena de mayo, para su mayor protección. Ese es un acuerdo que se tuvo a nivel nacional, donde estuvo la UNAM, el Politécnico, todas las Escuelas y Facultades de Medicina del país”, recalcó.

 “Hay algo que es muy importante recalcar: los médicos internos si se reincorporan a las instituciones, lo van a hacer en actividades que no tienen nada que ver con atención del paciente con COVID-19, van a estar en unidades de medicina familiar, en áreas de obstetricia, de cirugía, pero no atendiendo pacientes con problemas respiratorios o enfermedades como el COVID-19. Es importante recalcarlo porque la prioridad de la Universidad es salvaguardar la seguridad de ellos”, concluyó.

Las jornadas no podrán ser mayores de 24 horas y se hará solo una guardia a la semana.

Advertisement

Fuente: Línea Directa

Comentarios

adipiscing dolor. Donec ipsum dictum commodo elit. sit Praesent amet, Praesent pulvinar