Norte

“Desnudan” productores a Jova

Casi 48 horas llevan en la toma de las bodegas, después de desinflar las llantas a los vehículos le sacan cuentas sin justificación; reciben como respuesta que se lleven su maíz


Guasave, Sin.- Se cumplieron las primeras 24 horas en la toma de las bodegas de Jova en Guasave, por la mañana los productores enardecidos por no tener ningún tipo de contacto con el empresario retuvieron una de sus camionetas, le sacaron el aire a las llantas y advirtieron que a la unidad que pasara le ocurriría lo mismo.

Fue hasta por la tarde cuando por la intervención del Gobierno del Estado se logró que el sub secretario de Agricultura, Rigoberto Mejía, acudiera con el gerente operativo de la empresa, Adrián Palacios a dialogar, esperaban una solución aún y cuando esta misma persona ya en dos ocasiones había acudido ante ellos, hace algunos meses, pero sin ninguna esperanza a favor.

Te puede interesar: Video: Productores sacan el aire a llantas de vehículos de Jova para impedirles movilizarse

En presencia de las autoridades le cuestionaron al bodeguero el por qué les descontó 335 pesos por tonelada de maíz bajo el cobro de una supuesta cobertura que no contrató con Aserca y que sobre pasa con más de tres veces la cotización más alta de cualquier otro centro de acopio.

“Aquí la cobertura se pagó al cien por ciento, la parte del 50 por ciento que se venía apoyando por el Gobierno Federal ya estamos haciendo la propuesta para que nos regresen ese 50 por ciento,

-¿Cuánto te costó la cobertura y con quién la contrataste?, enséñanos un papel como este y nos retiramos,

-no hay ninguna cobertura en el mundo que te cueste 235 pesos y tápame la boca, tápamela”, le dijeron sin obtener respuesta, únicamente el secreteo con el funcionario estatal a quien le decía, sólo a ti te daré la información.

Y es que el representante de las bodegas Jova justificaba que Aserca tenía los datos pero no contó con un expediente que le fue proporcionado a los agricultores por la misma dirección general en la que les desglosaban el cobro de las coberturas con números de expedientes de todos los acopiadores en Sinaloa, ninguno sobre pasaba los 70 pesos por tonelada ni siquiera aquellos que no contrataron pero de Jova para el caso de Guasave dijeron desconocer con quien negociaron.

El sol quemaba la piel y hacía más álgido el momento, de frente los campesinos le refutaron cuando le dijo al sub secretario de Agricultura al oído que tenía los contratos y pagarés firmados por ellos mismos aceptando las condiciones, ahí fue cuando le “brincaron”, si nos pusiste una “pistola en la sien”, le dijeron.

“¿Bajo qué firmaron ese papel, a ver que me digan?,

-por presión, -pura presión, (gritaron al unísono),

-nos hizo firmar un pagaré para podernos dar un contrato, no se vale lo que nos están haciendo, lo poquito que nosotros podíamos haber ganado, lo perdimos,

-chingado es obvio que el productor por más concha que tenga, por más que aguante, va a pegar de gritos,

-¿por qué usted señor nos hizo firmar así?”, le cuestionaban casi al grado del llanto.

Y es que ahí mismo le reclamaron que la empresa acopiadora ni siquiera tenía maíz contratado para la venta y si encontró clientes fue por las tomas que hizo la Anapsin negociando con compradores el maíz para Jova, Marcelo Loya, Los Valles y otras bodegas más.

Para esos momentos ya la situación estaba dicha, la toma se mantendría para este jueves, no había arreglo porque no hubo absolutamente ningún ofrecimiento de parte del bodeguero, sin embargo, de manera informal un grupo de campesinos se acercó de nuevo a Adrián Palacios cuando el dirigente de la Alianza, Alejandro Cervantes hablaba con el enviado del Gobierno estatal, le propusieron pagar a los poco más de 80 que se mantenían en el lugar, más allá de los 200 que tienen el conflicto pero la respuesta fue la más ilógica que pudieron escuchar.

“Desde este momento hacemos responsable a la empresa de cualquier situación que nos pase

-resuélvenos a los que estamos aquí, páganos

-pues todos los que están aquí regrésenme el dinero que les di y yo les doy su maíz para que lo vuelvan a negociar

-nombre qué jodido estás Adrián”, le expresaron sumamente molestos.

No había mucho más que esperar del encuentro, ningún esfuerzo había valido la pena porque no vieron voluntad del bodeguero, la impotencia de saber que pasarían de nuevo la noche a la intemperie ante la indolencia del comercializador los hizo regresar a sus sillas, no sin antes bloquear con camionetas la salida y entrada de furgones ya cargados con el grano.

Fuente: Línea Directa

Comentarios

consequat. Donec Aenean commodo ut et, mattis Praesent elementum libero. pulvinar