Lo detienen junto con su hijo de 10 años

Por traer vidrios polarizados lo remitieron a barandilla, le quitaron 500 pesos e interrogaron al menor

Por: Redacción10 de noviembre, 2018 Comentarios
POLICIA GUASAVE DE NOCHE

Guasave, Sin.- Policías municipales detuvieron, la madrugada de este sábado, a un joven guasavense junto con su hijo de 10 años a quienes remitieron a barandilla con el pretexto de que traía demasiado oscuro el polarizado del vehículo que tripulaba.

El joven de nombre Yamel “N” dijo que trabaja por las noches con un grupo musical y habiendo concluido sus labores se llevó a su pequeño a cenar alrededor de la 1:30 horas, donde fue sorprendido por la fuerza pública quienes lo esposaron frente a su hijo, quien lloraba por la situación de la que era parte.

“Policía de mier… que tenemos; mi hijo no tenía porque pasar por esa situación. Es mucho el coraje que tengo. Me esposaron como al peor de los delincuentes frente a mi hijo, les dije, al niño no lo lleven allá, hablen con mi esposa para que venga por él  y no quisieron. Ingrese a la barandilla junto con mi hijo”, narró molesto.

La víctima aseguró que la noche del viernes trabajó en  Sinaloa de Leyva cantando, hasta donde su hijo lo acompañó en una situación inusual pero de regreso por la calle Guerrero esquina con Cuauhtémoc una patrulla le hizo la parada, por lo que se detuvo pensando en que era una revisión de rutina.

El primer argumento fue que estaba cometiendo un delito al traer los vidrios con un polarizado alto, al checar su nombre en la plataforma y no encontrar nada, corrieron la serie del vehículo que traía prestado sin que tampoco les diera algún pretexto por lo que refiere que le sacaron el dinero de paga y su celular de su pantalón.

“Después de que no hallaron nada fuera de lo normal y que estaba limpio mi historial ya esposado me suben a la patrulla para llevarme a la barandilla, como era de esperarse pidieron su mordida, me pedía 700 pesos para dejarme libre. Le dije que yo ganaba mi dinero honradamente y con mucho esfuerzo había ido hasta Sinaloa de Leyva  para ganar ese dinero como para venir a darle casi la mitad al señor autoridad”.

Al querer trasladar el vehículo este no quiso encender por lo que lo bajaron de la patrulla para que lo hiciera él mismo, donde aprovechó para darle el dinero a su hijo y llamar a su esposa pidiéndole que lo alcanzará en barandilla porque se encontraba detenido.

El joven cuestionó el ¿por qué  llevar a su hijo a ese lugar? además de que le hicieron una serie de preguntas mientras él estuvo detenido y la madre llegaba a recogerlos.

¿Que si se drogaba? ¿Que si lo maltrataba?, ¿Que si abusaba de él?, ¿Que si tenía otra mujer?, ¿Que si tenía más hijos con otra mujer?, ¿Que si fumaba?, ¿Que si tomaba?, lo que calificó como tortura para su hijo.

Aseguró que tuvo que pagar 500 pesos para poder salir con la impotencia de regresarse a casa habiendo pasado su hijo por una fuerte impresión y sin poder explicarle cómo es que quienes están contratados para protegerlos son de quienes debe cuidarse.

Fuente: Archivo

Comentarios