“Pinochetazo” contra Graciela

¿Qué sucedió este jueves al interior del grupo parlamentario de Morena en el Congreso de Sinaloa? Quizá nunca se ventile con exactitud. Lo cierto es que este “pinochetazo”, como ya le llaman algunos, es algo inédito en el Legislativo local: la manera en cómo se rebeló la mayoría de la bancada morenista en contra de su coordinadora, Graciela Domínguez, y el hecho de que recolectaran 14 firmas fuera de todo protocolo, nunca se había visto antes.

Y por si fuera poco, el hecho de que horas después se retractaran 4 legisladores para echar atrás la destitución de Domínguez, genera mucha especulación. Los “rebeldes” morenistas, que ya habían elegido como su nueva líder a Cecilia Covarrubias, aseguran que no reciben línea de nadie. Pero si no es por eso no hay ninguna otra explicación. Alguien tuvo que haber operado para jalarle las orejas a los diputados. Se dice que fue desde la Ciudad de México. ¿Será?

También queda la duda de quién movió los hilos pero para iniciar con esta rebelión. ¿De quién fue la iniciativa para derrocar a la coordinadora? ¿De Covarrubias, que dicen, se le observa con bastante ambición? ¿O de María Victoria Sánchez, quien tiene una relación más que ríspida con Domínguez Nava? Difícil saberlo. Lo que es un hecho es que Doña Graciela, quizá por un pelo, logró salvarse de este golpe en su contra.

Pero no debe cantar victoria. Cierto es que cuenta con el apoyo de las cúpulas del partido en Sinaloa y en la Ciudad de México, pero no se puede negar que su liderazgo ya está más que resquebrajado. El encono al interior de la bancada, después de lo de ayer, estará al rojo vivo. Lo decíamos en este espacio hace unos días: el peor enemigo de un morenista es otro morenista. La mazorca ya se desgranó y los que están lamiéndose los bigotes de emoción y felicidad son los de la bancada del PRI, que saldrán fortalecidos a partir del debilitamiento de la fracción de Morena…

De plano ni la burla perdona el subgerente de Servicios Públicos y Mantenimiento de Infraestructura del Ayuntamiento de Culiacán, Rodolfo Audelo Avilés, quien quiso repartir culpas y dijo que los ciudadanos también son responsables de los problemas de basura en la ciudad.

El funcionario municipal criticó que la gente saque las bolsas de la basura cuando no pasa el camión recolector y por ello, propondrá una iniciativa para que se castigue a quienes incurran en esta práctica. Argumentó que debe haber multas, porque si no hay “golpe al bolsillo”, la gente “no entiende”… Así que proponemos que alguien le haga ver a Don Rodolfo de favor que antes de andar criticando a la gente, reconozcan plenamente su culpa.

Ante las fallas en la recolección, los horarios y días en que pasa el camión ya no son fijos: pasan a la hora y el día que pueden, incluso a veces a medianoche. Ante esto, obviamente que los habitantes de Culiacán deben sacar su basura a la calle, porque ni que fueran adivinos para saber en qué momento tendrán la dicha, la suerte y el privilegio, de que el ayuntamiento cumpla con su responsabilidad. Simple y sencillo, pero el funcionario parece no entenderlo…

Ahora sí que el gobernador Quirino Ordaz volvió a actuar como “salvador” de la alcaldesa de Guasave, Aurelia Leal. Al igual que lo hizo hace unos meses cuando desactivó un conflicto con la empresa PASA (que luego revivió, eso que ni qué), ayer el mandatario estatal logró desactivar la huelga de hambre que mantenían trabajadores sindicalizados de la Jumapag, desde el pasado 22 de octubre.

Y es que el gobierno del estado autorizó cuatro millones de pesos para pagar una parte de las prestaciones que el municipio adeuda a los sindicalizados. Por lo tanto, al menos por ahora, Doña Aurelia tiene un dolor de cabeza menos por el cual preocuparse.

Por cierto, Ordaz Coppel también anda viendo la manera de “salvar” a todos los municipios ahora para fin de año. El gobernador está cabildeando un recurso extraordinario con la Federación de mil 500 millones de pesos, que servirían para temas de Salud y Educación que le competen al estado, pero de paso buscarían que llegara “tantita” lana para los ayuntamientos. Esperemos tenga éxito…

El alcalde de Ahome, Manuel Guillermo Chapman, anunció este jueves una serie de enroques y cambios en la estructura de su gabinete. Detalló que a partir del próximo 15 de noviembre Aníbal Rubio, su actual secretario particular, ocupará la jefatura de la Oficina de la Presidencia Municipal, en sustitución de Enrique Plascencia, quien ocupará una dirección en la Tesorería Municipal.

En el puesto que dejará Aníbal Rubio como secretario particular de Chapman, entrará Rosario Buelna, que se venía desempeñando como director de Giras, y ahora este sitio será ocupado por Etanislao del Moral Meza, quien deja la Dirección de Atención y Participación Ciudadana.

Y respecto de esta última dirección, el alcalde dijo que dará a conocer al nuevo titular hasta el 15 de noviembre. Un poco enredado el asunto, pero la ciudadanía no quiere saber tanto de nombres y cambios por aquí y por allá, lo que sí le exigen a él y a toda su administración son más y mejores resultados… Así se las gastan. O peor…Comentarios: [email protected]

Comentarios

commodo dolor elit. elementum sem, Phasellus libero. Lorem elit. tempus