Me canso, ganso

En defensa de la política

Analista de la política, sabedor que la política vale más por lo que previene que por lo que logra. Decidí explicar sus escenarios y sus formas al día, en un lenguaje claro y llano, eso es defenderla.

Cuando el Presidente dijo esa frase, los medios internacionales pidieron la traducción a sus pares nacionales: i get tired, goose, era la traducción literal. Fue  difícil para los corresponsales traducirles y que ellos entendieran el significado de la frase que englobaba y describía el discurso político.

Me canso ganso, es una frase dicha por el gran Germán Valdéz “Tin-Tan” en la película El niño perdido de (1947) donde en la escena, Marcelo –Chavez, no Ebrard- le dice que le vuelva a cantar la canción por que es en inglés y nadie entendió, es ahí donde el pachuco le dice a su carnal la hoy celebre frase presidencial:

Me canso ganso

dijo un zancudo

cuando volar no pudo

una pata se le torció

y la otra se le hizo nudo,

luego le dio laftosa y hasta se quedó mudo.

Y ya mejor no le sigo porque luego yo sudo.

Esa es la frase que podría sostener todo el discurso político de la Cuarta Transformación. Desdoblando el discurso habla de la voluntad y el aguante que tienen los gansos para emprender el vuelo y durar toda la ruta de miles de kilómetros. Voluntad y aguante que tendrá el Presidente para hacer que el aeropuerto de Santa Lucía esté funcionando en 3 años.

Voluntad y aguante de ganso que tendrá para enfrentar cualquier situación que se le enfrente ahora que ya es gobierno.

Ahora bien, esta frase fue bien calibrada y usada, es parte de nuestro léxico y es algo que conecta fácil, es una frase que cualquier mexicano sabría que la voluntad presidencial es enorme  y “bombacha” como los pantalones de Tintan.

El caso es  que en esa frase se puede ver “la jugada de fantasía” que está haciendo Morena, así como los gansos vuelan en escuadra y uno va delante de punta abriendo el aire, que al cansarse rota por el siguiente,  así es la alineación de Morena con los medios:

Mal sale un líder o figura de Morena en la avanzada, se lo acaban y entra otro, se cansa y sigue otro y así como los gansos los de Morena se rotan y se enfilan a como dicta el “Ganso Mayor”, lo cierto es qué hasta ahorita con sus fallas les han ido saliendo las cosas en lo nacional.

Ahora bien, entre el “Me canso, Ganso” de López Obrador y el “Echado pa´ delante” del Gobernador Quirino Ordaz algo hay de coincidencia: tal vez es, el querer tener voluntad de hacer las cosas. Ese es el imperativo moral que los une.

Tal vez por eso el entendimiento entre estado y Federación ha sido bastante fluido y sin sobresaltos como con otros gobernadores.

No cabe duda que en política… también las palabras unen.

Comentarios