Límites y Resignación

Hace unos días un buen amigo en sesión de Zoom nos contaba que hace tiempo el pensador Noam Chomsky decía que no se explicaba la capacidad de aguante del pueblo mexicano.

Minutos después expliqué lo que creo en donde reside uno de los pilares que sostiene la capacidad de resistir, de aguantar, de los mexicanos, uno de los factores del pueblo mexicano para soportarlo todo reside en la Madre. Si la madre mexicana, que educa, que protege, que guarece a sus hijos de todo, incluyendo de aquello que Esquilo llamaba la Terrible Gracia Divina.

La Madre nos obliga a pensar, nos cuenta historias, nos va moldeando y en una parte de nuestras vida nos enseña el significado de las palabras, hay una palabra que nos enseña y es en la que yo creo: uno lo soporta todo.

Esa palabra se llama Resignación y resignación según la Real Academia tiene varios significados, explicaré dos, uno es la forma en que el poder quiere que nos resignemos y la segunda es como algunos o muchos ciudadanos nos resignamos, a continuación las explico:

Resignación es la entrega voluntaria que alguien hace de sí poniéndose en las manos y voluntad de otra persona, esa es la resignación que el poder quisiera que nos resignemos, en estos tiempos de pandemia quisiesen que no viéramos, que ciegamente nos quedáramos sin sentir, sin pensar.

La otra, la que como ciudadano nos queda en estos tiempos de la peste, resignación es conformidad, tolerancia y paciencia en las adversidades. Esa es la que comparto, quitándole la conformidad.

La resignación de hoy en día querido radioescucha ante la pandemia si ya se decidió a resignarse ¡Hágalo! Desde la paciencia y la tolerancia en esta adversidad… pero sin olvidar, sin entregarse ciegamente, siempre creyendo en lo que usted cree.

En esa manera que tienen las madres mexicana para enseñarnos la resignación, es donde radica uno de los pilares de la capacidad de aguante de todos nosotros, como sea, puede decirse en palabras, con la chancla o el cinto que como bien saben son prendas de vestir que en un tiempo sirvieron para corregir conductas… al final del día, nuestro pueblo aguanta mucho pero lo que no aguanta es el miedo a morir, no hay un manual para lo nuevo y menos para una pandemia desconocida.

El poder siempre busca sacar raja ante lo nuevo y ante el miedo y siempre busca la resignación en nosotros, no podemos resignarnos de ninguna manera y más cuando la pandemia sigue cobrando vidas.

El mundo que viene y la pandemia nos lo dice y se lo dice a la clase política: hay que tener límites. 

El político que no tenga límites la pandemia se lo va a llevar…

Es por ello que en las próximas campañas tenemos que fijarnos en las madres de las candidatas y de los candidatos… Por que ahí reside mucho de la formación y la capacidad para enfrentar las adversidades de los que vayan a ser nuestros gobernantes.

Una pregunta en el debate entre candidatos podría ser ¿Díganos que le aprendió a su madre?

La respuesta puede pintar de cuerpo entero al candidato o a la candidata, ahí no hay capacidad para mentir. Ese sería un polígrafo.

Sinaloa para el 2021 no puede tener margen de error. Sinaloa no puede perder el tiempo como para equivocarse.

Por que entre la pandemia y otras cosas, la capacidad para soportar, se nos está acabando y los límites en todos los sentido no se logran ver y cuando no se ven los límites, una opción sería la resignación y otra es pensar fuera de lo que hay… pensar fuera de la caja… pero eso es otra historia.

Y de eso después hablaremos…

LOS POLITICOS QUISIERAN QUE TUVIESEMOS RESIGNACIÓN Y NOSOTROS QUISIERAMOS QUE TUVIESEN LÍMITES.

Comentarios

id, vel, libero eget adipiscing quis, Lorem suscipit