¿Decepción presidencial?

Mucho ruido… y pocas nueces. Punto. No hay mejor manera de describir el informe dado este domingo por el presidente Andrés Manuel López Obrador, que creó muchísima expectativa pues él mismo, desde inicio de la semana pasada, anunció que el 5 de abril, durante su informe trimestral, daría a conocer su plan de “reactivación de la economía” ante la crisis que se nos viene encima por la pandemia del COVID-19.

Pero no hubo tal plan. El informe fue más de lo mismo, ningún anuncio que no hubiera dicho antes el Presidente durante sus mañaneras, que ya realiza hasta los sábados: que no habrá “rescates neoliberales”, que se apoyará a los sectores más vulnerables, que el sector Salud está, supuestamente, más fortalecido que nunca, y que lograremos salir triunfantes de esta crisis –aunque nadie sabe cómo-, pese a que los “conservadores” se esfuerzan para que a todos nos vaya mal.

Más de lo mismo en un discurso que busca polarizar, ante que nada. La sociedad en general, pero especialmente los empresarios (desde los micros hasta los grandes) esperaban un golpe de timón, ver este domingo a un Andrés Manuel López Obrador transformado, distinto, que entienda que vivimos tiempos inéditos y sumamente complejos en los que se necesita a un verdadero jefe de Estado que deje atrás los revanchismos y las rencillas ideológicas. Pero no fue así.

Dicen algunos analistas que nuestro país se acerca a su crisis más grande de los últimos 100 años. Ante ello, se requiere al líder más grande del último siglo. ¿Es AMLO ese líder? Al menos este domingo no se mostró a esa altura. Y en las redes se lo reclamaron al Presidente. No lo perdonaron. Y es que pareciera, por lo que vimos ayer, que no hay ningún plan concreto y en medio de esta tormenta pandémica, México es un barco que navega a la deriva. ¿O no?

El gobierno de Quirino Ordaz ha endurecido las medidas de distanciamiento social en el estado, y no es para menos. Sinaloa es la entidad de la República con el mayor índice de letalidad por coronavirus, con 12 fallecimientos sobre 95 casos confirmados.

Como referencia, la Ciudad de México acumula 19 muertes, pero sobre 560 contagios. Ante estas cifras, queda claro que en Sinaloa las cosas son preocupantes. Es urgente que la ciudadanía tome más en serio el llamado a quedarse en casa y no salir mas que a lo necesario. Este fin de semana, Quirino Ordaz fue especialmente enfático y a través de sus redes sociales advirtió que si los sinaloenses no hacen caso y entienden que no es una broma ni un juego, habrá que tomar medidas más radicales.

Este fin de semana también observamos muy movidos a los elementos de la Policía Estatal, quienes bajo el mando de Cristóbal Castañeda Camarillo, hicieron exhortos muy puntuales a los imprudentes visitantes a las playas para que regresaran a sus casas, y hasta se apersonaron en un supermercado que no respetaba los lineamientos de sana distancia. Queda claro que toda la maquinaria estatal está bien enfocada en la principal misión de estos momentos: reducir los riesgos de contagio…

¿Partidos solidarios? Hay que mencionar también que este fin de semana, el gobernador Quirino Ordaz lanzó un exhorto a los partidos políticos para que en conjunto donen el 50% de sus prerrogativas estatales de un mes, que suman 5 millones de pesos, para integrar una bolsa que destinaría a créditos para micros, pequeñas y medianas empresas, ante la contingencia por el coronavirus.

Ordaz Coppel explicó que esta bolsa sería de hasta 210 millones de pesos, pues se integraría a través de Nacional Financiera, donde cada peso invertido se multiplica por 14. Así, los 5 millones de los partidos darían un total de 70 mdp, y el gobierno del estado pondrá otros 10 mdp, que se convierten en 140 millones.

Buena iniciativa la del gobernador, ¿pero, aceptarán los partidos? De entrada PAS y PRI contestaron afirmativamente, sin chistar. Algunos integrantes de Morena también se han mostrado a favor. Pero los que de plano se mostraron más que rejegos fueron los del PAN, como su líder estatal, Juan Carlos Estrada, y la diputada Roxana Rubio, quienes aseguraron que tal acción sería “ilegal” y que parece que el gobierno les quiere cargar a ellos toda la responsabilidad ante la crisis. De modo que no hay que esperar ninguna donación de parte de los panistas…

Dicen que las crisis sacan lo mejor de muchas personas… pero también lo peor, desgraciadamente. En distintas entidades de la República, incluido Sinaloa, se han dado agresiones en contra de personal médico, a quienes consideran un “riesgo” porque pueden “contagiar” a otros de coronavirus.

En el estado ha habido distintos casos, y uno de ello fue una enfermera del IMSS Terranova en Culiacán, a quien la “bañaron” con cloro cuando iba de regreso a su casa, tras terminar su jornada laboral. Tal acción es por demás condenable, y lo peor es que tan recurrentes han sido a lo largo del país que hasta el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación ha hecho el llamado a la sociedad en general para no incurrir en estos actos.

El personal médico es el primero que está dando la cara ante esta pandemia, y deberíamos agradecerles, más que atacarlos. Pero la ignorancia ha sido tal que se ha discriminado a todo aquel sospechoso de coronavirus, o a cualquiera que se atreva a toser o estornudar en público. Vivimos tiempos muy complicados, no lo hagamos aún peores con estas acciones que nos perjudican a todos. Así se las gastan. O peor… Comentarios:lineadirectaportal@rsn.com.mx

Comentarios