MAÑANERA

Se han controlado los precios del gas LP en México, presume Profeco

El titular de la dependencia, refirió que por segunda semana consecutiva, ha funcionado la implementación de los precios máximos del insumo para cilindros

Se han controlado los precios del gas LP en México, presume ProfecoCréditos: Cortesía
Por
Escrito en MÉXICO el

México.- Esta es la segunda semana tras la implementación de los precios máximos del gas LP por cilindro, donde se ha controlado el costo del insumo, aseguró el titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Ricardo Sheffield Padilla.

Da click aquí y encuentra más información de Línea Directa Portal en nuestra página de Google News

Durante la conferencia matutina este lunes, al dar a conocer el precio del Quién es Quién en los precios del gas LP, el titular de la dependencia, presumió que se ha notado efectividad en el programa implementado por el gobierno federal. 

Explicó que el precio promedio para tanques estacionarios es de 12.30 pesos por litro, mientras que para los cilindros de gas, se ubica en 22.89 pesos por kilo.

“Por segunda semana se ve la efectividad que ha tenido esta medida de precios máximos", explicó el titular de la Profeco.

Sheffield  Padilla, refirió que, aunque hay algunas empresas que han dado más caro este producto, la gran mayoría ha respetado el tope de los costos y cumplido con la indicación del gobierno. Incluso, reconoció que en algunos casos se ha generado competencia, porque hay empresas que cobran por debajo del precio máximo, beneficiando al consumidor.

Aunque también cuestionó a otras compañías que se mantenían por debajo de los precios, pero esta semana tuvieron un incremento significativo, ubicándolas en el renglón de "Las menos solidarias con los consumidores”.

El titular del Profeco dijo que para el gas estacionario, los más caros son Gas Metropolitano en Atizapán, con un precio de 15.20 pesos.

También GG Gas en Iztapalapa, a razón de 15.06 pesos y GG Gas en La Paz, Estado de México, con 15.06 pesos.

Esta semana se realizaron mil 013 verificaciones de precio, es decir, 10 veces más a lo que se acostumbraba antes del inicio de la política de los precios máximos.

En esas verificaciones, nueve empresas resultaron con infracción, porque no entregaban litros o kilos completos.