PESCA

¡La esperanza nunca muere! Ribereños anhelan el fin de la mala racha

Siempre van ansiosos, se preparan previamente y tienen la fe que van a tener una buena temporada, porque desertar no es la opción, sino seguir intentando

¡La esperanza nunca muere! Ribereños anhelan el fin de la mala rachaCréditos: Alma Camacho
Escrito en AGROPECUARIA el

Guasave, Sin.- La esperanza nunca muere para ribereños, quienes en cada temporada de camarón se llevan con ellos la ilusión y el anhelo de ver el fin de la mala racha, que por años consecutivos les ha mermado en producción y por ende afectado en sus ganancias.

Da click aquí y encuentra más información de Línea Directa Portal en nuestra página de Google News

Este martes 14 de septiembre, en memoria de los hombres del mar caídos por el devastador huracán Ismael, que en 1995 dejó una estela de destrucción en las costas de Sinaloa, pescadores de Guasave salieron a bahías y esteros con el deseo de traer algo para las familias.

Tal y como lo expresó Hernán Rubio, ribereño del campo pesquero de El Huitussi, que asegura que siempre van ansiosos, se preparan previamente y tienen la fe que van a tener una buena temporada, porque desertar no es la opción, sino seguir intentando. Si será buena la temporada o no, eso se sabrá el primer día

“Esperar tiempo para ir a trabajar, uno va con la ilusión de traer algo para la familia. Es la esperanza que sea una temporada buena y como les digo, que algunos dicen que sí hay camarón y otros que no; son los primeros días lo que marcan el nivel de la temporada, pero, la ilusión de uno es que nos vaya a salir bien”.

Para suerte de Hernán Rubio, ahora funge como presidente de la cooperativa pesquera Río Sinaloa en esta comunidad pesquera, lograron obtener un crédito con la misma empresa que les compra la producción y con este lograron estar en condiciones de salir el pleno día del inicio de la temporada.

También otras cooperativas solicitaron apoyos crediticios para poder trabajar, pues los gastos rondan entre los 40 y 50 mil pesos por embarcación.

Hernán Rubio, se dice orgulloso de practicar esta actividad por más de 30 años, su padre y su abuelo le enseñaron para sobrevivir, pero por los malos tiempos que le tocó experimentar, determinó mejor, darle estudios a sus hijos, quienes ahora son profesionales y le ayudan para continuar con la pesca que es su pasión.