Alertan sobre riesgos en finanzas familiares y empresariales Especulación, corrupción y economía débil de México son factores que pueden incidir en que el país no resista el disturbio financiero mundial
Fotógrafo: Blanca Peinado 23/ENE/2016 Por Blanca Peinado Culiacán, Sin.- Dada la caída del precio del petróleo y una paridad peso dólar desfavorable hay riesgos de alzas a productos  y servicios injustificados, advierte el presidente del Colegio de Economistas en Sinaloa, César Miguel Valenzuela Espinoza en sesión con los integrantes de este medio.

Recomendó al gobierno detener especulación en las empresas que su giro no están relacionadas con compras de insumos en dólares o que con otras estrategias es posible detener incrementos porque finalmente a quien se afectaría es a la población.

Lamentó que la especulación, la corrupción y economía débil de México sean factores que pueden incidir en que el país no resista el disturbio financiero mundial que se tiene actualmente.

”Que han dejado para el último, pero las condiciones serían diferentes el comportamiento de los inversionistas siempre está en función de las expectativas y si las expectativas son de que tenemos una economía y una sociedad en la cual existen niveles de tolerancia a la corrupción”, expreso

Precisó que entre otros factores por corrupción en 2015 en los países emergentes se fugaron 750 mil millones de dólares.

Sugirió a las familias no comprar productos superfluos y tener precaución en el uso de las tarjeras de crédito o en el plástico que entregan algunos comercios.

Mientras que a los patrones sugirió no hacer recorte de personal porque si esta medida se generaliza se daña la economía y se desploman las ventas.

”Precavido para limitar su consumo o en su caso revisar detenidamente la capacidad de pago con tarjetas bancarias o comerciales, en cuanto a las empresas, primera recomendación es contratar créditos en moneda extranjera, ni incurrir en la fácil salida de despedir personal por la baja en las ventas y el incremento de los costos”, expuso.

Valenzuela Espinoza comentó que el incremento a la harina de maíz no se justifica porque los precios de los granos están deprimidos y en el caso del transporte el aumento a las tarifas tampoco es buena medida aunque las refacciones se coticen en dólares porque ellos tienen la alternativa de restructurar las rutas para hacer más rentable la actividad sin cobrar más a la población.


AA/CHG/EAM